Blog
publicado el 01 de agosto, 2010
telma

Ella es Telma, mi gata... ella me acompaña desde hace un año, desde el 1 de Agosto del 2009. Ella fue adoptada, despues de varios dias averiguando datos, en grupos de esos que recogen y regalan gatitos, hasta que llegué al departamento de una chica que la había recogido de la calle.




Desde el primer momento descubrí lo mal genio que era: la primera vez que le acerqué la mano, me empezó a morder... con el tiempo esto se le haría costumbre. Luego del reconocimiento mutuo, me hicieron firmar un papel donde me comprometía a cuidar de la gatita. Y finalmente me la llevé a mi departamento. Allí ya le tenía su tacho para la comida, y la caja sanitaria. Y así comenzó esta historia.

Recuerdo el primer día en que salí, y la dejé sola. Obvio que me pasé rollos por como se comportaría. Había dejado la alfombra enrollada, de pie al lado del mueble del acuario, para evitar ''_accidentes'' en la alfombra. Y cuando llegué, me encontré con la tremenda sorpresa: la muy... se había encaramado por la alfombra enrollada, y se había subido encima del acuario, seguramente curiosa por el sonido del agua. Rápidamente la rescaté de ahí, y caché que no debia volver a colocarle ascensores directos al acuario.

Obviamente pasaron varios días de ensayo y error, hasta que aprendió a hacer ''sus cosas'' en su caja en el baño. También, los siguientes días/semanas traté de ensénarle a dormir en su cama. Nunca le gustó dormir ahí, y al poco tiempo descubrió que yo dormía en un lugar blandito y calientito: mi cama. El veterinario me dijo: ''cuando descubra tu cama, no la podrás volver a sacar de ahí''... y tenía razón. Y ese fue todo un show: durante la noche se metía adentro de la cama, mientras yo dormía, y al día siguiente cuando despertaba, la pillaba durmiendo prácticamente debajo mío, y yo, asustado pensando en que podría aplastarla!! Los siguientes días fue la lucha diaria por convencerla de que ella tenía su cama, y yo la mía. Al final, ganó ella.




Fueron hartos los cambios en mi vida, debido a su presencia en mi departamento. Y hartas las rabias que me ha hecho pasar, tambien. A medida que crecía, aprendía a subirse en nuevos lugares del departamento. Primero había sido la cama, después, los mesones de la cocina y los estantes de mis libros . Hasta que descubrió la ventana, lo que me obligó a mantener las ventanas cerradas cuando salía a la calle. Finalmente coloqué una placa de acrílico, para cubrir la pasada directa hacia afuera. Con eso evito que pueda llegar a 'cruzar' la ventana, directamente.


   



Y la historia sigue, cuando empezó con la tontera de rascarse las garras... primero fueron los muros, y después terminó haciéndose adicta a mis revistas. Con el acuario, afortunadamente no he tenido problemas. Creo que hasta ahora no se ha llegado a dar cuenta de que hay vida ahi adentro, y que esa vida podría interesarle para su almuerzo.

Otra historia fueron sus primeros celos, al cumplir seis meses. De pronto empezó un día, con movimientos raros, haciendo sonidos de paloma, y marchando en el lugar. Cuando me acercaba a correrla del lugar, mas loca se volvía, y se terminaba echando en el suelo, revolcándose. Hasta ahora no he querido operarla, pero debiera llevarla en los próximos meses.


Esta es ella, a los seis meses de edad...



Y así ha pasado un año con Telma. La mayor parte del tiempo se lo pasa mordiéndome, rascándose las garras en los muros o en mis revistas, asomándose por la ventana para mirar las palomas que están en el techo del edificio del frente, botando cosas al suelo en la noche, escondiendo mis calcetines debajo de mi cama, asaltando el mesón de la cocina, etc, etc. Pero al fin y al cabo, la relación con ella es bien entretenida. No sólo me hace rabiar, sino también me hace reir, se pone cariñosa a ratos, me busca pidiendo regaloneo, a veces nos ponemos a jugar. Su genio es bien cambiante

Pero a pesar de todo, igual nos llevamos bien. Aunque sea enojona y se porte mal, igual llora y se pone inquieta cuando llego de la calle, e igual va a mi cama cuando estoy acostado, y se echa al lado mio esperando que le haga cariño.




Y esta es Telma, hoy, habiendo cumplido su primer año conmigo:






0 comentarios

no hay comentarios.



nombre *

e-mail *

web

2 x 4 = *





ingeniero civil en computacion, made in beauchef... fotografo aficionado... ajedrecista y chacriento forever... cocinero en los ratos libres... ex-estudiante de arquitectura... twittero desde el 2007... pirquinero de la web... habitante de internet.